top of page

Gimnasio en Casa: Transformá tu espacio en un Gym con estos consejos


Hoy en día la mayoría de la gente quiere o necesita hacer algún tipo de actividad física. Ya no se trata de una cuestión estética, sino para llevar un estilo de vida más saludable. Dos obstáculos que se presentan a veces, son el tiempo y el dinero que nos insume hacer deporte con regularidad. Por eso, desde RE/MAX queremos ofrecerte ideas para que hagas un gimnasio en tu casa

Hacer ejercicio en tu hogar es cada vez más fácil: en redes sociales muchos profesores e instructores de diferentes disciplinas comparten trucos, ejercicios y consejos para que nadie se quede sin entrenar, razón por la cual muchas personas están optando por armarse un gimnasio en su casa.

El boom del home gym o “gimnasio desde casa” estalló a partir de la pandemia global de coronavirus. Muchas personas se vieron obligadas a adaptar su rutina (anteriormente realizada en gimnasios) a su propio hogar, mientras que otras más sedentarias aprovecharon la oportunidad para empezar a entrenar puertas adentro.

Hacer un gimnasio en tu casa puede implicar algo de dinero que tendrás que invertir una sola vez, o bien podés ingeniártelas para hacerlo con elementos que tengas a mano. ¡No hay excusas!

Cómo armar un gimnasio en casa

Armar un mini gimnasio en el espacio que decidas no es tarea imposible. Ya sea que vivas en un monoambiente o tengas destinado un sector de tu casa para el deporte, estos consejos te van a ser útiles a la hora de diseñarlo. 

Si sos de las personas que se aburren rápidamente de los ejercicios, o simplemente no es tu prioridad invertir dinero en deportes, podés armar tu propio gimnasio con elementos disponibles en tu casa. En este período de cuarentena mucha gente optó por esta opción para no perder el entrenamiento diario. 

Aquí te detallamos aquellos elementos básicos que no deberían faltarte y cómo podés reemplazarlos con objetos que estén a tu alcance:

Cronómetro: hoy en día todos los celulares cuentan con un cronómetro, o se puede descargar gratuitamente alguna aplicación. Así podrás cronometrar tanto las repeticiones de ejercicios que conformen la rutina, como las pausas para descansar.

Mancuernas: con botellas y bidones rellenados con agua o arena, dependiendo del peso que uno pueda levantar, se pueden fabricar rápidamente este tipo de pesas. Otra opción es llenar una mochila con libros u objetos pesados. 

Yoga mat: si sos de los que hacen yoga, seguramente ya tengas una. Si no, podés colocar un toallón en el piso para ejercitarte sobre una superficie acolchada y no lastimarte. 

Bolsa de boxeo: improvisar una bolsa de boxeo no es imposible, solo se necesita un poco de creatividad. Podés armarla con bolsas con arena y colgarlas en algún lugar de la casa o bien, si vivís con alguien, pedirle que la sujete mientras hacés el ejercicio. De todas formas, sabemos que la arena no es un elemento al que se accede fácilmente. Por eso, como en el caso de las mancuernas, podés rellenar una mochila con toallones por ejemplo, para que cumpla la misma función que la bolsa de boxeo.

Barras: es tal vez el elemento más sencillo para reemplazar en casa. Un palo de escobillón, por ejemplo, es el sustituto ideal. 

Soga: en las rutinas aeróbicas se suelen incluir ejercicios que requieren de una soga. En casa, con algún cable que nos sobre, podríamos hacer esta actividad sin inconvenientes.

Aeróbicos: para correr o hacer una serie de ejercicios aeróbicos no hace falta contar con ningún elemento. Muchas aplicaciones gratuitas ofrecen rutinas de este estilo, por lo que solo necesitás disponer de algo de espacio, como puede ser el living, balcón, terraza o, si en tu ciudad está permitido, hacerlo en una plaza o parque cercano.

Elijas la opción que elijas, y sobre todo si vivís en un espacio reducido, te recomendamos que tengas algún cajón o baúl para guardar allí todos los elementos. No sólo te servirá para organizar tu casa, sino que tendrás a mano todos los objetos para hacer tu entrenamiento y así no perderás tiempo en ubicarlos cada vez que quieras ejercitarte.

Y, por supuesto, si tu idea es invertir dinero en tu rutina de entrenamiento, cada uno de estos objetos que te mencionamos se consiguen fácilmente en cualquier tienda de deportes online. Sabemos que no son artículos económicos, pero teniendo en cuenta que muchos invierten dinero todos los meses en un gimnasio, este gasto se hace por única vez y ya te quedan los elementos para entrenar siempre. 

Ejercicios para hacer en casa

Una vez que tengas armado tu gimnasio, hay ejercicios muy fáciles de hacer, como los que te detallamos a continuación. Igualmente, recordá siempre complementar la actividad con una entrada en calor previa y, al finalizar, un estiramiento. 

  • Sentadillas: pueden ser con carga o sin carga. 

  • Estocadas: para adelante, para atrás, y arriba de la silla para sumarle dificultad.

  • Flexiones de brazos: podés intercalarlas con plancha.

  • Saltos con soga: si no contás con una y tampoco pudiste improvisarla, con que hagas el movimiento de todas formas -pequeños saltos- te vas a estar ejercitando.

  • Abdominales: ¡hay un montón de estilos! Clásicos, bolita, bicicleta, tijera, etc. 

  • Boxeo con bolsa: si no pudiste conseguir una, podés realizar el movimiento igual y así no dejarás de ejercitar tus bíceps.

  • Tríceps: para esto, podés ayudarte con una silla, sillón o cama; colocándote de espalda y con tus manos un poco más abiertas que el ancho de hombros. El ejercicio consiste en bajar la parte superior del cuerpo hasta que los glúteos toquen el suelo.

Además, en Internet vas a encontrar distintas clases de yoga, pilates, elongación, entrenamiento de fuerza, abdominales, zumba, etc. Tal como mencionamos, en esta época de aislamiento social obligatorio muchos instructores se están sumando a la modalidad de ejercicio en casa, publicando sus rutinas en redes sociales todos los días.

Así que no hay excusas: buscá el entrenamiento que más te guste, y a moverse!

Comments


5dea4765-7025-4937-9c7f-e7469f144309.jpg

VENTA DPTO 7 AMBIENTES

bottom of page